Close
SEGUROS

Cómo prevenir el cáncer: listado de consejos para el autocuidado

En SURA sabemos la importancia de la prevención temprana del cáncer, por ello te hablamos sobre medidas importantes para reducir riesgos y fortalecer tu salud.

El cáncer es, de acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud, una de las principales causas de mortalidad en las Américas, causando durante el año 2020 1,4 millones de víctimas. De estas muertes, un 40% pudo haberse evitado regulando los factores de riesgo claves investigados y revisados por décadas como el consumo de tabaco, de alcohol, la alimentación y el sedentarismo, por esto es tan importante considerarlos dentro de la rutina diaria.

Cáncer: la epidemia del Siglo XXI

Esta enfermedad es la principal causa de muerte en todo el mundo registrada hasta el año 2020 por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Entre los tipos de cáncer que más casos fueron reportados se encuentran: de mama con 2,26 millones de casos, de pulmón con 2,21 millones y colorrectal con 1,93 millones.

El Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (CIIC) ha identificado también que la incidencia del cáncer aumenta con la edad, en gran medida porque los factores de riesgo como los antecedentes familiares o comportamientos también se incrementan y favorecen la aparición de algunos tipos de cáncer (entre los más altos en el mundo como cáncer de mama, pulmón, colorrectal o próstata), a continuación te exponemos los datos generales para entender algunas características y opciones de prevención.

¿El cáncer es prevenible?

Actualmente se considera que entre un 50 y un 30% de los casos de cáncer en todo el mundo tenían opciones de prevención si se hubiesen seguido las acciones precisas dirigidas a disminuir los factores de riesgo recomendadas por la OMS:

  • Eliminar el consumo de tabaco y bebidas alcohólicas.
  • Recibir la vacuna contra el Papilomavirus y la Hepatitis B.
  • Agregar a la alimentación un consumo diario de frutas y verduras.
  • En el caso del cáncer de mama, con más casos en el mundo durante el 2020, realizarse el autoexamen es esencial.
  • Mantener un ritmo de controles médicos frecuente que permita la detección precoz de la enfermedad y un posterior tratamiento efectivo.

¿El cáncer es hereditario?

En realidad, factores genéticos, ambientales, de estilo de vida y médicos, interactúan en el organismo generando la aparición de células cancerígenas, sin embargo el factor genético puede ser uno de los causantes dentro de este listado y al poder ser evaluado con regularidad, le permite a las personas considerar cambios en su alimentación, tratamientos y rutinas deportivas o de actividad física en general.

Ten en cuenta que si tienes antecedentes familiares de cáncer, será estratégico un seguimiento médico, sin embargo hay que tener en cuenta que las mutaciones genéticas hereditarias no necesariamente generan esta enfermedad, solo aumentan el riesgo.

Medidas de prevención esenciales ante el cáncer

Llevar una vida saludable no es una tarea fácil teniendo en cuenta todas las variables económicas, sociales y culturales que nos rodean. Sin embargo, hacer el máximo esfuerzo posible en los siguientes aspectos permitirá disminuir el riesgo de recibir un diagnóstico negativo:

No fumar

Para inicios de 2021, estudios del Instituto de Efectividad Clínica y Sanitaria (IECS) reportaron, entre diferentes enfermedades, 960 muertes por día en ocho países de Latinoamérica atribuidas al tabaquismo, siendo el cáncer una de estas. De acuerdo con la Asociación Americana del Cáncer, entre dos semanas y tres meses después de abandonar el tabaco, las funciones circulatorias y pulmonares aumentan y se restablecen; un año después, puede rebajar el riesgo de ataques cardíacos un 50% frente a quienes continúan consumiendo.

Alimentación saludable

La alimentación nos permite proporcionar al organismo no solo nutrientes y vitaminas necesarios para mantener nuestra energía, sino también darle la fuerza a nuestro cuerpo para potenciar nuestra salud. En función de la prevención, el World Cancer Research Fund (WCRF) recomienda de forma general:

  • Limitar el consumo de alimentos con alto contenido de grasas y/o azúcares añadidos y/o bajos en fibra.
  • Evitar las bebidas azucaradas o consumirlas con moderación.
  • Consumir 5 porciones al día entre frutas y verduras, cereales integrales o legumbres en cada comida.
  • Limitar la carne roja y evitar el consumo de carne procesada.
  • No beber alcohol, y, en caso de hacerlo, limitar el consumo.
  • Consumir menos de 6 g. de sal por día.
  • No consumir suplementos dietéticos.

Mantén un peso saludable e incluye la actividad física en tu rutina diaria

Aunque los estudios que relacionan el peso corporal con el riesgo de padecer cáncer continúan en progreso, algunas razones que se han atribuido son:

  • El aumento en la insulina, que favorece la aparición de algunos tipos de cáncer.
  • El aumento de estrógenos que puede desencadenar en cáncer de mama.
  • La cantidad de células grasas, que pueden afectar el cuerpo generando células cancerosas.

En ese sentido, es favorable realizar entre 30 y 60 minutos de actividad física dependiendo de las indicaciones médicas, el índice de masa corporal, y los hábitos de cada persona, que pueden determinar qué tipo de ejercicio se requiere y cómo realizarlo de la mejor manera posible.

Usar bloqueador solar y protegerse de los rayos UV

Recomendaciones para cuidarse del sol y evitar el riesgo de cáncer de piel son:

  • Escoger un protector solar con protección de “amplio espectro”, para protegerte contra rayos ultravioleta tipo A (UVA) como los del tipo B (UVB).
  • Asegurarse de que tu protector solar tenga un factor de protección solar o SPF de 30 como mínimo.
  • Aplicarlo con regularidad durante el día ya que ningún protector solar es a prueba de agua.

Educación sexual y sexo sano

La salud sexual y reproductiva es otro aspecto significativo en la prevención del cáncer de cuello uterino para las mujeres. Interiorizar el máximo de información posible para la protección frente a enfermedades desencadenantes, así como la vacuna contra el VPH y las pruebas de detección regulares serán claves.

Hazte chequeos médicos regulares

La detección temprana del cáncer logrará que las personas encuentren un tratamiento ágil así como una recuperación más efectiva de la enfermedad. En el caso particular de las mujeres se recomienda la mamografía anual, y en el de los hombres el examen de próstata a partir de los cuarenta años. Sin embargo, a nivel general, se recomiendan otras opciones como:

  • Pruebas para los pulmones como rayos X, citologías y muestras de tejido.
  • Tests para el colon como la colonoscopia o la Sigmoidoscopia.
  • Revisiones periódicas de la piel para detectar manchas o alteraciones y en caso tal, la biopsia de piel para identificarlas más a fondo.
  • Como opción adicional, considera el acompañamiento preventivo con un Seguro de Enfermedades Graves en el que podrás participar en programas para monitorear tu salud constantemente.

Con estas recomendaciones generales, puedes dar pasos hacia un estilo de vida más saludable, que no solo te ayude a prevenir cualquier tipo de cáncer, sino también a fortalecer tu cuerpo ante el contacto con virus u otras enfermedades que puedan afectar tu cotidianidad y causarte daños irreparables a ti o a tu familia.

Compartir entrada

Te podría interesar